fbpx
  • mar. May 24th, 2022

ENTRETELONES

Mar 28, 2022

GOLPE AL CINISMO

SAMUEL VALENZUELA / COLUMNISTA

#DESPIERTASONORA

Debieron esperar más y abstenerse de alardear del “triunfal” regreso de Guillermo Padrés al ruedo político y reservar el cinismo de montar la resurrección del PAN Sonora sobre un sujeto que sólo durante el 2015 tuvo ingresos por casi 138 millones de pesos, haciendo bueno eso del año de Hidalgo. 

Luego de andar en las pasarelas del PAN y ser lucido con porras y saludos públicos desvergonzados por el nuevo dirigente, Gildardo Real Ramírez o en el corte del listón de un nuevo fraccionamiento de alta gama en Hermosillo, propiedad de otro bribón, Roberto Romero López, un tribunal federal rechazó amparar al ratero y seguirá el proceso penal en su contra por defraudación fiscal equiparada por casi 70 millones 500 mil pesos. 

Detenido a principios de noviembre del 2016 luego de varios meses de andar a salto de mata, el exgobernador de Sonora estuvo tras las rejas poco más de dos años, para luego de aceitar la maquinaria de la justicia a punta de billetes, seguir el proceso judicial en su contra en libertad, eso sí, con un localizador electrónico adosado a una de sus patas. 

Debieran pensarlo mejor quienes insisten en lamer las verijas de quien con toda justicia puede ser considerado como el gobernador más corrupto de la historia de Sonora, ya que debieran saber que son dos los procesos que enfrenta en libertad, uno el que pretendió anular por defraudación fiscal y que con el amparo tramitado pretendía el desvanecimiento de pruebas, y el otro por delitos de operaciones financieras de procedencia ilícita. 

La libró del delito de lavado de dinero y por eso fue puesto en libertad no sin antes imponerle medidas cautelares, como la garantía de dos bienes inmuebles que se localizan en los estados de Sonora y Baja California, con un valor de 100 millones de pesos. 

Pues dicho sujeto, durante las últimas semanas pretendió recuperar espacios políticos y públicos. Lo primero lo consiguió a medias al placearse en la asamblea del PAN y mostrarse como rock star ante la desmemoriada nomenclatura de ese partido y lo segundo lo procura a través de sus iguales como es el caso de Romero López, quien como él, en el 2009 llegaron al gobierno estatal con una mano adelante y otra atrás y para el 2015 disfrutaban de insultante riqueza a costa del erario de Sonora. 

No deberían de apurarse; no debieran apostar por Padrés en el esfuerzo por hacer reverdecer los laureles panistas, ya que dicho sujeto aún es un pájaro de cuentas y a quien la Fiscalía General de la Repúblico lo trae de la cola y la SHCP tiene recabada información sobre sus bienes, para efectos de un embargo precautorio que cubra los montos que evadió al fisco. 

Sabe a quien pudiera ocurrírsele pretender lucrar políticamente con un lépero que solo con una representación jurídica millonaria ha podido lidiar con cargos por corrupción, tortura, privación ilegal de la libertad, tráfico de influencias, asociación delictuosa, lavado de dinero, operaciones con recursos de procedencia ilícita, defraudación fiscal, falsedad de declaraciones, delincuencia organizada, falsificación de documentos, desvío de recursos, ejercicio indebido del servicio público, ejercicio abusivo de funciones y delitos contra la administración de la justicia y los que se acumulen. 

La última machincuepa de su caro ejército de abogados, fue radicar en un tribunal federal, un incidente de libertad por desvanecimiento de datos para destruir las pruebas que sirvieron para dictar auto de formal prisión en su contra por el delito de defraudación fiscal equiparada. 

Intentaron un recurso empleado para obtener la libertad sin llevar a cabo todo el proceso y se puede solicitar después de dictarse auto de formal prisión o de sujeción a proceso y hasta antes de que se cierre la instrucción, esto es, para evitar la sentencia. 

Pero lástima Margarito, porque la titular del Quinto Tribunal Unitario en Materia Penal, la magistrada Gabriela Vieyra Pineda, indicó que los documentos aportados por el exgobernador para sustentar su recurso no son pruebas que desvirtúen los datos aportados por la Fiscalía General de la República y que sirvieron para dictar auto de formal prisión. 

O sea, que esa nomenclatura del PAN que tanto le debe al exgobernador al mamar gordo durante ese sexenio, deberán suspender sus ansias de agradecimiento o al menos no exponer al escarnio popular a dichas siglas, solo porque no han encontrado mejor forma para recuperarse de la debacle que provocó su propio y pretenso redentor que quieren resucitar. 

Pues mientras la nomenclatura panista hace esos desfiguros, la del PRI al menos no por estar en la inacción en espera de la ansiada convocatoria del CEN para renovar su dirigencia estatal luego de más de seis meses de haberse vencido el término estatutario de Ernesto de Lucas Hopkins, quien ha tenido que esforzarse en detener el cerco ante la demora. 

A como están las cosas, si en estos momentos a Alejandro Moreno se decidiera por fin a atender a sus compañeros de partido de Sonora, estos es, autorizar la convocatoria, la asamblea de delegados electiva se llevaría a fines de abril si bien les va, de acuerdo a la tramitología estatutaria que siguen los priistas en estos casos, descartándose incluso que el procedimiento sea una elección abierta a militantes y simpatizantes, toda vez lo caro que resultaría y más en estos tiempos de ruinas. 

Incluso, no faltan por ahí quienes consideran que dicha elección se irá más allá de las elecciones del primer domingo de junio y dependiendo de los resultados, a lo mejor hasta los escenarios resultan modificados y los que ahora quieren ya no, pero con toda seguridad, deberán hacer acopio de paciencia el popular Pato de Lucas, Pascual Soto Espinoza, Bulmaro Pacheco, Zaira Fernández, David Palafox, Pedro Angel Contreras, Jesús Humberto Robles, Rogelio Díaz Brown y Onésimo Aguilera. 

Y sobre todo, en el caso del diputado coordinador de la bancada del PRI en el Congreso del Estado, mantenerse institucional y como hasta ahora, no caer en provocaciones ni doblarse frente a insidias que torpemente maquinan los equipos o algunos que están desesperados por relevarlo y que de acuerdo a amigo nuestro de por esos rumbos, podrían ser los primeros en ser descartados. 

Por lo pronto, a partir de que les queda bastante tiempo aún, pues deberían de aprovecharlo para afinar, perfeccionar o bien, formular propuestas coherentes y aclarar ante la concurrencia porqué quieren ser dirigentes y qué harán si lo logran, pero más allá de vocingleros discursos y declaraciones atrabiliarias; más allá de buenas intenciones y posibilidades de lograrlo. 

Hemos estado distantes pero atentos a ese rejuego que muy de baja intensidad se desarrolla entre aspirantes, destacando los activismos que despliega Soto Espinoza, quien además todo indica que le sabe a eso de la comunicada si se trata de que la gente sepa que se reunió con liderazgos de su partido, exgobernadores, de comités municipales, exalcaldes y demás. 

En ese tipo de activismo anda más o menos Zaira Fernández, quien despliega su esfuerzo que puede validar el hecho de haberse aventado al ruedo como lo hizo, sin que tengamos idea si fue forzada a hacerlo para que su suplente Ana Bertha Salazar Siqueiros pase a ocupar la sindicatura del ayuntamiento de Hermosillo o si su decisión fue motivada por intereses de la elite financiera representada por el empresario Ricardo Mazón Lizárraga. 

No tenemos la menor idea, pero lo que si podemos asegurar, que si el influyente político-empresario estuviera detrás y en apoyo de Zaira, su activismo tuviera más potencia, porque así es la cosa cuando él mete las manos en algún proyecto, a no ser que las cosas hayan cambiado tanto para que ya no sea así o la operadora de esa precampaña, su sobrina Kitty Gutiérrez no esté respondiendo a lo esperado. 

Este tema es particularmente difícil de abordar para este reportero, toda vez que como aspirantes ahí andan personas a las que les tenemos profundo afecto, como es el caso de David Palafox; profundo respeto como Bulmaro Pacheco y consideraciones al Roger, Onésimo, El Buitre y demás, pero desde nuestra perspectiva, creemos que la definición podría estar entre Zaira y el Pascual, este último que al principio pareció arrastrar el lastre de la administración estatal anterior, pero que se liberó luego de emitir severo posicionamiento en contra de que la exgobernadora Claudia Pavlovich aceptara ser cónsul de México en Barcelona, España. 

Por lo pronto, como aún falta tiempo para culminar ese trámite, vamos a tratar de observar más de cerca como andan las cosas por esos rumbos, a partir de nuestra curiosidad para saber que más traen en la bola la y los aspirantes. 

Por otra parte, vaya el papelito que andan haciendo diputados de MORENA y el PT al emprender estúpida estrategia de golpeteo en contra del ayuntamiento de Hermosillo, con el pretexto de apoyar a jubilados y pensionados que fueron incluidos en prestaciones contractuales de forma irregular y que le cuestan a la comuna alrededor de 40 millones de pesos al año. 

Pues ya se convirtieron en botín político y rehenes de un embarga catres que les cobra sus servicios por semana a nombre del PT, en un contexto de provocaciones que deja muy mal parado al oficialismo morenista y a su verruga petista, quedando pendiente esperar su Ana Gabriela Guevara les da una lección de honestidad, para ver como reaccionan si jubilados y pensionados de ayuntamientos que gobiernan exigen las mismas prestaciones que los de Hermosillo. 

Y contrario a lo que pudiera esperarse luego de la estrategia federal de apoyo a la tribu yaqui, pues sectores de dicha etnia tienden a radicalizar sus posturas, en lugar de asumir conductas más o menos civilizadas ante la atención que reciben. 

En todo caso, el atrabiliario comportamiento de yaquis que tienen tomada la carretera a la altura de la estatua del danzante, pareciera que deriva de la ausencia de políticas públicas esas que tanto alardean que están en proceso desde instancias estatales y federales y que como gozan de impunidad pues hacen los que les de la gana. 

No tarda en ocurrir una desgracia con esos delincuentes, trogloditas y drogadictos apostados en dicho lugar y como ejemplo está el caso ocurrido este domingo, cuando un transportista, luego de pagar la obligada cuota voluntaria de 100 pesos, quiso tomar una foto a la estatua del danzante, razón por la que fue ferozmente agredido con varillas y palos; perseguido hasta la entrada norte de Ciudad Obregón, además de haber sido balaceada la unidad a su cargo. 

NO, las cosas no van bien en esa siempre difícil relación entre instancias de gobierno y la etnia y quien diga lo contrario está mintiendo, porque lo ocurrido solo es un botón de muestra de lo que ocurre a diario en ese bloqueo, donde los viajeros son sujetos a provocaciones, ofensas, extorsiones y amenazas, por más buena voluntad que se le ponga pagando ese derecho de vía que debería estar a cargo del gobierno federal o del gobierno estatal, no de los ciudadanos en lo particular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×

Powered by WhatsApp Chat

×