fbpx
  • mié. Jun 29th, 2022

ENTRETELONES

May 20, 2022

VAN BIEN

SAMUEL VALENZUELA / COLUMNISTA

#DESPIERTASONORA

Algo deben estar haciendo bien y lo perciben sectores ciudadanos, ya que de acuerdo a las encuestadoras MetricsMX, el gobernador Alfonso Durazo Montaño asciende al octavo lugar en aprobación de entre el resto de mandatarios estatales del país, en tanto que México Elige ubica a Antonio Astiazarán en el quinto lugar de entre los alcaldes de capitales de los Estados del país. 

El gobernador de Sonora ha generado grandes expectativas y el ánimo ciudadano así lo manifiesta; le cree y espera concreciones, además de su reconocida capacidad para comunicar, para interactuar de forma civilizada y con altura de miras con lo más variado de la representación social, económica y política de la entidad, sin incurrir en la sobrexposición mediática y sin promover enconos. 

Por supuesto que eso lo valora y aprueba cualquier ciudadano, de la misma forma como valora y aprueba las capacidades ejecutivas, de ir de las palabras a los hechos que caracteriza el ejercicio del presidente municipal de Hermosillo, quien a pesar de situaciones financieras de la comuna, rascándose con sus propias uñas, con ahorros acá y allá, con eficiencia en la recaudación y atención a la agenda ciudadana, ejecuta obras de beneficio comunitario a lo largo y ancho del municipio. 

Durazo y el Toño van bien y mejor les irá si mantienen el paso; si en el curso del año se comienzan a ver y palpar el resultado de las gestiones ante la federación para conseguir inversiones millonarias para megaproyectos, y si se avanza en esa buena relación entre los dos palacios para atraer también a la capital de Sonora inversión federal y se acumulan buenos resultados de tanta obra pública en proceso y programas de apoyo a la economía de los hermosillenses. 

Está muy trillado decirlo, pero como sea, si les va bien a ellos le va bien a la gente y esa es nuestra esperanza para con un buen futuro a la vista, dar vuelta a la hoja a esa sombría etapa de la pandemia, al pasmo en la actividad económica, a la contracción de la mayoría de los negocios y a la actividad económica, que dejó a miles de pequeñas y medianas empresas en condiciones precarias y prácticamente en la sobrevivencia. 

O sea, van bien el gobernador y el presidente municipal de Hermosillo y ya es hora que esa buena tendencia intensifique el chispeo a la sociedad, que si así ocurre, seguramente darán un buen salto en el próximo ejercicio demoscópico. 

Por lo pronto, es menester reconocer que en nuestro caso no somos dados a apostar toda nuestra credibilidad en los resultados de las encuestas, en las encuestadoras y quienes hacen el trabajo de campo, si es que lo hacen y nuestro escepticismo se basa en que no tenemos a ningún pariente, conocido cercano o lejano que nos haya comentado que fue encuestado en la calle o por teléfono, lo cual es sumamente extraño, ante tantas empresas encuestadoras que se dedican a eso. 

Desde nuestra perspectiva, la credibilidad de los resultados es en función de lo que la realidad muestra y si esa realidad es congruente con los porcentajes que informan, y por eso nuestra consideración de que los índices de aprobación del gobernador y del alcalde capitalino merecen nuestra credibilidad. 

Ambos son ejemplos de que se puede gobernar y obtener buenos resultados mediante la conciliación de intereses y la suma de todos, que particularmente en el caso del gobernador, ya quedó atrás aquella preocupación e incertidumbre, de que replicara el denuesto, la polarización, el encono, el golpeteo declarativo que se vomita desde palacio nacional, y eso es de agradecerse. 

Por otra parte, fueron 14 aspirantes que atendieron la convocatoria pública del Congreso del Estado, para designar a la o el ciudadano que habrá de ocupar el cargo de Auditor Mayor del Instituto Superior de Auditoría y Fiscalización, luego que nuestro amigo Jesús Ramón Moya Grijalva optara por concluir su largo y prestigiado paso en el servicio público. 

Pues el Moya deja unos zapatones que aspiran llenar Marco Antonio Celaya Leal, Eleazar Francisco Acosta Enríquez, Ricardo Romero Sobarzo, José Federico Cota Félix, Beatriz Elena Huerta Urquijo, Eduardo Iván Estrada Acedo, Mario Arvizu Real, Ali Becerra Dessens, Alfonso Humberto Ruelas Ramos, Karla Beatriz Ornelas Monroy, Manuel Alaniz Rivera, Patricia Eugenia Arguelles Canseco, Rosalva Díaz Kirk y José Othón Ramos Rodríguez. 

De acuerdo a lo previsto en la convocatoria, a partir del lunes próximo y hasta el viernes comparecerán ante las y los integrantes de la Comisión de Fiscalización de la legislatura local para que den a conocer sus antecedentes personales, profesionales y de modo especial, el programa de trabajo elaborado y entregado, así como el conocimiento que tengan de la institución que pretenden dirigir.

De dichos perfiles habrán de bordar Natalia Rivera, presidenta de la comisión y el resto de integrantes Diana Karina Barreras, Oscar Eduardo Castro, Ernestina Castro, Ricardo Lugo, Fermín Trujillo y Rosa Elena Trujillo, que si nos atenemos a la tendencia respecto a cómo se han integrado otros organismos presuntamente autónomos en meses pasados, seguramente quien reciba la bendición del dictamen correspondiente, será quien esté más cerca de los afectos e intereses del gobierno estatal y de MORENA, lo cual tiene una lógica irrebatible. 

Conocemos de oídas o de forma presencial a tales perfiles, y no, no vamos a especular sobre esa posibilidad de que quien reciba la bendición tenga la comisión de ser aliado o aliada del ente a fiscalizar, si no más bien y en base a nuestro conocimiento, no cabe la menor duda de que la mejor opción que deberá valorar la comisión dictaminadora, es Karla Ornelas. 

Karla Ornelas Monroy ha tenido excelente desempeño como encargada de despacho del ISAF en los últimos meses, además que la conocemos desde que era una morrita que combinaba a la perfección sus responsabilidades como modesta servidora pública en el Congreso del Estado, con sus capacidades de alto perfil como taekwondoin de competencia y que al paso de los años y en varias legislaturas, dejó constancia de su eficaz ejercicio en el área financiera y presupuestal del Congreso del Estado.  

Sin salirnos del rumbo, luego del trabajo técnico de la Consejería Jurídica del Gobierno del Estado, ya está en la cancha del Congreso del Estado la iniciativa, a través de la cual se abroga la ley 171 de la Ley General de Salud, que en lo más duro del embate de la pandemia del Covid-19, impuso como obligación el uso de cubrebocas en espacios públicos de Sonora.

La iniciativa para derogar dicha obligatoriedad fue turnada a la comisión de Salud, para que los ya mentados también integrantes de la comisión de fiscalización Oscar Eduardo Castro, Fermín Trujillo y Rosa Elena Trujillo, junto a Iram Leobardo Solís, Próspero Valenzuela y Margarita Vélez, determinen que las condiciones sanitarias están dadas, para que sea voluntad de cada quien si se protege o no del mortífero virus mediante el uso del cubrebocas, y proponer el dictamen correspondiente al pleno en sesión extraordinaria, contrario a las elucubraciones de obvios ignorantes de la técnica parlamentaria, que creyeron que era cuestión que lo anunciara el gobernador o el titular de salud para abrogar ese ordenamiento. 

Mientras tanto, como no es solo cuestión de querer ayudar o ser ayudado, quienes participan en el programa Las Jefas Autogestoras de la Transformación Social, que impulsa la titular de la SEDESSON, Wendy Briceño Zuloaga, en la Secretaría del Trabajo donde las manda cantar doña Olga Armida Grijalva inició el proceso de capacitación, con el fin de establecer condiciones de éxito de sus emprendimientos para lograr su autonomía económica. 

Son capacitadas en Administración de negocios y finanzas, y Publicidad y marketing digital esas pequeñas empresas con el apoyo inicial de la SEDESSON, en el marco de un esfuerzo de profundo sentido social, mediante el otorgamiento de apoyos y asesoría para proyectos orientados a la autonomía económica de las mujeres, que son el principal sostén de su familia y que, por sus condiciones socioeconómicas, se les dificulta acceder a los servicios crediticios formales. 

Paralelo a dicho esfuerzo, también en el DIF-Sonora se cuecen habas, tal como lo dio a conocer en conferencia de prensa su titular Lorenia Valles, al anunciar diversos programas de apoyo a proyectos productivos y estímulos económicos para personas con discapacidad, que para efectos presupuestales , de un millón 700 mil pesos aplicados el año pasado en beneficio de 55 personas, en el actual ejercicio se aplican tres millones 400 mil pesos para 110 personas inscritas. 

Marcha bien la política social de la actual administración estatal, ya que si bien las necesidades son inmensas y tales acciones son limitadas, pues algo es algo y será más si la tendencia es ampliar la cobertura conforme avance el tiempo y aumente la disponibilidad presupuestal para impulsar pequeños negocios como una carreta de hot dogs, una cocina económica, pizzerías, estéticas, talleres de soldadura, talleres de costura, tortillerías de harina, panaderías, y refresquerías, entre otros. 

Y desde la noche de este jueves estará en Sonora por 19 ocasión el presidente López Obrador para realizar una gira temática referente a planes de justicia para yaquis, mayos, guarijíos y seris, así como el desarrollo de municipios de la sierra alta de la entidad. 

No vamos a abundar mucho al respecto en este despacho y solo dejaremos algunos datos estadísticos y observaciones que resumen el punto de vista de grandes segmentos de opinión pública sobre sus políticas públicas en proceso y sus resultados y que seguramente no serán tema en sus tradicionales peroratas, que en esta ocasión será este viernes por la mañana en Ciudad Obregón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×

Powered by WhatsApp Chat

×