fbpx
  • lun. Jun 27th, 2022

 ARCHIVO CONFIDENCIAL

May 30, 2022

LLEGÓ LA HORA DE TOMAR EL TORO POR LOS CUERNOS

ARMANDO VÁSQUEZ A. / COLUMNISTA

#DESPIERTASONORA

El PASADO martes 24-25 de mayo, se publicó que el joven de 18 años, Salvador Ramos, asesinó a 19 niños, dos maestras y a su abuela en una escuela de Texas. https://bit.ly/3wVjDii

El 26-27 de este mes y vía redes sociales se publicaron dos sucesos similares que ponen los pelos de punta.

a).- Un chamaco de unos 14-15 años se retrata con una pistola y se publica un diálogo de watsap en el que asegura que matará a sus compañeros y funcionarios de su secundaria en CDMX. Aconseja a interlocutores que no vayan y asegura que luego se mataría. https://bit.ly/3MYvq6nv

B).- En Tijuana, otro chamaco, pero de prepa, –de 16-17 años–, da a conocer su intención de hacer explotar su escuela y muestra en el video que publica unos bultos que según él son los mencionados explosivos y asegura que morirá. https://bit.ly/3t6klYZ

Entonces cuando el sábado 28 empieza a rolar un video de un joven andrajoso, de edad indefinida, no se le entendió lo que dijo y tampoco las letras incrustadas en su video, pero cuando sale muy horondo, desafiante, sin miedo a la muerte, cargando un rifle, llama de inmediato la atención y más cuando se aclara que se grabó dentro de las instalaciones de la Unison.

Por ello se prendieron las alarmas. No está el horno para bollos.

Poco a poco se fue develando el misterio y se supo que un grupo de música y estudiantes de la misma Unison habían establecido elaborar ese video como parte de un proyecto estudiantil, según se emitió en un tardío boletín del sábado a eso de las diez de la noche cuando ya el escándalo andaba por todo el país. https://bit.ly/38y25Ra

En el mencionado video aparece un joven greñudo, alejado de la imagen de un estudiante, a lo mejor así era la idea del personaje https://bit.ly/3N1K5xk , quien aparece de frente con un rifle de postas de tres mil pesos. Para los desconocedores de las armas, la simple palabra rifle incrusta en la mente lo que vemos en la tele y que conocemos vía narcocorridos amén de que nos pone a la defensiva. Estamos escamados.

Ya los conocedores le bajaron varias rayitas al pensamiento conspirador, calenturiento y de matanzas que toooodos tenemos en nuestro desconocimiento de las armas. Resultó ser un Rifle Daisy de multibombeo XtrP.

Pero el rifle, el video, los jóvenes estudiantes y su proyecto estudiantil, nada de esos aspectos son el tema principal de este suceso que se convirtió en viral por un ratito. 

Los temas torales son otros: 

1.- No se entrelazan los intereses en materia de seguridad entre sector educativo, autoridades de seguridad y Protección Civil. Y por lo visto ni en Estados Unidos donde los protocolos para este tipo de atentados son básicos. En México a lo máximo es ver que los chamacos de primaria se tiren pecho tierra y la maestra les cante para que se calmen mientras las ráfagas de balas pasan por encima de ellos. Pero no hay nada escrito al respecto. Menos para universidades.

2.- Esa falta de estudios preventivos sobre protocolo y construcción adecuada de infraestructura en materia de protección civil, no se realizan, ni se incluye en presupuestos, porque se les considera innecesarios. ¿Para qué si no va a pasar?, es lo que piensan los funcionarios del área escolar respectiva. 

Ejemplo: no existe en el país una escuela, de cualquier nivel, que esté preparada para casos de incendios. ¿Tienen amplias entradas para los carros de bomberos?, ¿y una vez dentro, habrá camino para trasladarse al lugar del incendio?, ¿las instalaciones estudiantiles cuentan con equipo apropiado para esto?, ¿los chamacos saben usar el extintor?, ¿hay hidrantes?… Y un largo etcétera.

Los laboratorios, de química y física, ¿cumplen con las normas oficiales de seguridad?

3.- Sobre el tema de seguridad. La operación mochila es la primera y única que se realizó como medida preventiva (los arcos detectores son muy caros) y aun así se suscitaron lamentables sucesos como el asesinato de un jovencito, hace años, en las cercanías del Cobach Villa de Seris, pero era estudiante de allí.

¿Y qué me dice de aquel caso al norte de Hermosillo cuando un alumno de una primaria señaló que su padre contaba con un armamento en su casa? Fueron las autoridades y efectivamente. Los maestros y funcionarios escolares vivieron buen tiempo en un suisirio constante, temeros de la repercusión vengativa que pudiera acarrear contra sus personas por haber provocado tal encarcelamiento e incautación de armas. ¿Protocolos para esto?… sabe. 

4.- Por otro lado, ¿acaso no ha parido Sonora arquitectos que pudieran rediseñar algunas áreas escolares para que sirvan de protección y que los alumnos cuenten con un espacio físico en el cual puedan guarecerse en caso de un tiroteo, explosión o cualquier otro tipo de atentado?, pero no sólo eso, ¿cómo generar edificios inteligentes que excluyan a posibles francotiradores?… La arquitectura y la seguridad es un binomio que debería ser explotado. 

5.- Tal vez la Secretaría de Seguridad debería de extender certificaciones de “Universidad Segura” lo que le dará en automático un plus y permitirá que la autoridad implemente las medidas para dicho centro escolar. Sé que existe un área de seguridad en los miles de planteles hasta educación básica en la SEC, pero requiere más presupuesto y personal. Pero de las universidades e incluso prepas, no hay. 

Sarcasmo: a lo mejor se requiere que el próximo video en la Unison sea con un arma y un sicario de a deveras para que todos entendamos que debemos tomar el toro por los cuernos y entrarle a la dinámica que representa la inseguridad en los centros escolares. 

EN FIN, por hoy es todo, mañana le seguimos si Dios quiere.

Armando Vásquez Alegría es periodista con más de 35 años de experiencia en medios escritos y de internet, cuenta licenciatura en Administración de Empresas, Maestría en Competitividad Organizacional y Doctorado en Administración Pública. Es director de Editorial J. Castillo, S.A. de C.V. y de “CEO”, Consultoría Especializada en Organizaciones…                                                                                                                                                               

Correo electrónico: archivoconfidencial@hotmail.com                                                                                                                                      

Twitter: @Archivoconfiden                                                                                                                                                                             

https://www.facebook.com/armando.vazquez.3304

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×

Powered by WhatsApp Chat

×